Astydamia latifolia

De textura acorchada, su color pasa del verde amarillento al marrón rojizo, a medida que van madurando; en su interior contienen dos pequeñas semillas negras, que despiden un intenso aroma.

Astydamia latifolia

Las hojas se marchitan y mueren después de la fructificación, brotando de nuevo con la llegada de las primeras lluvias otoñales.